Vinculan la exposición al bisfenol A durante el embarazo con el futuro riesgo de diabetes de la madre

Un compuesto químico usado para manufacturar plásticos y resinas epoxi, el bisfenol A (BPA), se encuentra en una variedad de productos, incluyendo las botellas de plástico, botes y tickets. El US Center for Disease Control and Prevention ha estimado que más del 96 por ciento de los americanos tienen BPA en su organismo.

El BPA es conocido por ser un disruptor endocrino, un químico que imita, bloquea e interfiere con las hormonas humanas. Hasta el año pasado, cerca de 100 estudios epidemiológicos que se publicaron tenían una asociación entre el BPA y los efectos en la salud humana, incluyendo transtornos metabólicos y reproductivos.

Para examinar los efectos a largo plazo de la exposición al BPA durante el embarazo, los investigadores han estudiado la gestación en ratones. Éstos se dividieron en tres grupos expuestos respectivamente a una dosis diaria de BPA de 10 µg/kg, 100 µg/kg o nada durante los días 9 a 16 de la gestación. Tras el parto se realizaron tests de tolerancia a la glucosa y su habilidad para metabolizar la glucosa.

Cuatro meses después del parto, los ratones expuestos a BPA empezaron a mostrar muestras de intolerancia. Los ratones tenían mayores niveles de glucosa que el grupo de control 30 minutos después de la sobrecarga de la glucosa. Cuando los ratones fueron analizados de nuevo 6 meses después de los nacimientos, los niveles de glucosa alta en el grupo expuesto al BPA persistían 3 horas después de la exposición.

A los 7 meses se analizaron las células beta pancreáticas de los animales y encontraron que de aquellas de los ratones expuestos al BPA habían disminuido significativamente la masa células beta y tenían menores niveles de secreción que los animales de control. Además los ratones expuestos al BPA tendían a tener un mayor peso.

EL BPA imita la acción de la hormona estradiol, hormona que regula la función de las células beta y provoca la resistencia a la insulina. Los investigadores han teorizado sobre la exposición a BPA durante el embarazo y el resultado es un sobreesfuerzo de las células beta pancreáticas que desencadena un incremento de la susceptibilidad a desarrollar diabetes y otros trastornos metabólicos.

Fuente: Correo Farmacéutico

/
Copyright © 2019 Dictyapharma. Todos los derechos reservados.