Los nuevos fármacos propician un aumento del gasto farmacéutico de los hospitales

En su informe sectorial de 2015 se observa que el año pasado la industria farmacéutica ha vuelto a aumentar su facturación en España tras cinco años de descenso, y lo ha conseguido en parte por el negocio hospitalario, con el lanzamiento de "nuevos y costosos" fármacos con patentes para estas patologías.

Según datos del Ministerio de Sanidad, las comunidades gastaron en 2014 unos 149 millones de euros en fármacos para la hepatitis C, entre ellos los dos nuevos fármacos de última generación --simeprevir ('Olyssio', de MSD) y sofosbuvir ('Sovaldi', de Gilead)-- aprobados a mediados de año tras demostrar tasas de curación superiores al 90 por ciento.

Su elevado precio propició que en muchos centros se limitara su uso sólo a los pacientes más graves, lo que dio lugar a numerosas protestas y encierros de pacientes que llevaron al Gobierno a primeros de este año a lanzar un plan nacional para combatir la enfermedad y a negociar con las farmacéuticas un nuevo precio para estos medicamentos.

De este modo, tratar a los 52.000 pacientes con hepatitis C que necesitarían los medicamentos de última generación, según acordaron los expertos que elaboraron el plan, costaría unos 727 millones de euros, frente a los más de 3.000 que costaba antes de negociar con las farmacéuticas.

INCREMENTO DE FACTURACIÓN

De hecho, este incremento del gasto hospitalario ha contribuido a que en 2014 la industria farmacéutica haya roto su tendencia bajista con un ligero incremento de la facturación, hasta alcanzar los 13.370 millones de euros de ventas, un 1,3 por ciento más que en 2013.

El pasado año fue el primer ejercicio del último lustro en el que aumentó el gasto farmacéutico público en receta oficial del Sistema Nacional de Salud (SNS): 9.362 millones de euros frente a 9.183 millones de euros de 2013.
Además, el estudio de CESCE subraya que el sector goza de una de las mayores tasas de productividad de la industria española, siendo fuente de empleo cualificado, estable y diverso (38.000 empleos directos); muy competitivo internacionalmente (10.000 millones de euros al año de exportación) e intensivo en I+D, casi 1.000 millones de inversión al año, el 20% de todo el sector industrial.

En cuanto a la internacionalización del sector, CESCE destaca que a pesar de que existe una ligera disminución de las exportaciones en 2014 (-3%), se mantiene por encima del nivel alcanzado en 2011 y es el quinto más exportador en España. La reducción de las exportaciones se debe, principalmente, al peor comportamiento del mercado europeo, que se ha reducido un 13 por ciento.

Fuente: Correo Farmacéutico

/
Copyright © 2019 Dictyapharma. Todos los derechos reservados.